martes, 17 de junio de 2008

42,195 metros.

Dicen que el ser humano por naturaleza es atleta, desde la antigüedad hemos corrido, saltado, nadado, etc. Hoy en día lo tenemos todo al alcance, no necesitamos salir a cazar para comer ni para vestirnos, no tenemos que realizar largos desplazamientos en busca de mejores climas, sin embargo un grupo de nosotros descubre con el paso de los años un sentimiento o algo parecido, yo diría una especie de "instinto" que de repente florece y nos hace ponernos unas zapatillas y empezar a correr. Muchos lo tienen claro desde el principio, otros como es mi caso vamos descubriendo al mismo tiempo que vamos progresando, que nuestra meta es cruzar algún día la linea de meta tras haber corrido 42.195 metros. Todo lo que rodea a esta carrera es mágico, la distancia, su origen, los corredores que la han hecho famosa desde Filipides, pasando luego por Spiridon Louis hasta los actuales Haile Gegrselassie o Paula Radcliffe, todo es magia y misticismo, ¿Que tiene esta carrera que empuja a gente de 80 años a correrla por ejemplo? Cada año más de un millón de personas corren por primera vez un maratón, y cada maratón encierra miles de conquistas personales, porque cada persona que logra terminar esta carrera, que logra cruzar la linea de meta ya sea en 3 horas o en 5, ha vencido, y en su interior sabe que ya nada volverá a ser lo mismo, que cualquier reto que se proponga será conseguido


video

No hay comentarios: